Tipos de facturas electrónicas

Las facturas electrónicas son documentos fiscales que se emiten en formato digital y tienen la misma validez legal que las facturas en papel. Existen diferentes tipos de facturas electrónicas, cada una con sus propias características y finalidades.

Una de las formas más comunes de facturas electrónicas son las llamadas facturas electrónicas simplificadas, las cuales se emiten cuando el importe de la compra no supera los 400 euros. Estas facturas no requieren de la firma electrónica y pueden ser emitidas por cualquier medio electrónico, como un email o un mensaje de texto. Por otro lado, están las facturas electrónicas completas, que son iguales a las facturas en papel pero en formato digital. Estas requieren de una firma electrónica avanzada para garantizar su autenticidad y su validez frente a la administración tributaria.

También existen las facturas electrónicas rectificativas, que se emiten en caso de error o cambios en una factura ya emitida, y las facturas electrónicas periódicas, que se utilizan para declarar varias operaciones en un periodo de tiempo determinado, como por ejemplo, una factura mensual de servicios. Cada tipo de factura electrónica tiene sus propias características y uso específico, pero todas tienen en común su eficiencia y rapidez en comparación con las facturas en papel.

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, nos expone brevemente los Tipos de facturas electrónicas existentes, a fin y efecto de aclarar tan importante concepto.

Tipos de facturas electrónicas

existen dos tipos fundamentales de factura electrónica: la factura electrónica con formato estructurado y la factura electrónica con formato no estructurado.

Ambas son documentos electrónicos susceptibles de ser transmitidos mediante redes de comunicaciones electrónicas, como Internet. La diferencia estriba en que el formato estructurado facilita su tratamiento automatizado mientras que el no estructurado no lo facilita.

Facturas en formato estructurado

Las facturas en formato estructurado contienen datos y pueden ser generadas automáticamente por los sistemas informáticos de facturación del emisor y ser tramitadas de forma igualmente automatizada por los sistemas informáticos de pago y contabilidad del receptor. Ejemplos de formatos estructurados son los que utilizan el lenguaje XML (como UBL o Facturae), EDIFACT, etc.

Facturas en formato no estructurado

Las facturas en formato no estructurado consisten esencialmente en una imagen, lo que implica que su procesamiento para poder ser introducidas en los sistemas informáticos del receptor requiere una intervención manual o un proceso costoso que no suele estar completamente automatizado, como el reconocimiento óptico de caracteres (OCR). Entre estas tenemos las facturas en papel escaneadas y los ficheros PDF.

Enlace | Tipos de facturas electrónicas



Encuentra el trámite que estás buscando en Renovar Papeles

Descubre todo lo que necesitas saber sobre trámites de extranjería en un solo lugar. Nuestra página web te proporciona información detallada y actualizada sobre los procesos y requisitos para solicitar visas, permisos de residencia y otros documentos relacionados con la inmigración. Facilitamos el acceso a formularios, fechas de citas y consejos útiles para que puedas realizar tus trámites de manera eficiente y sin complicaciones. Simplifica tu camino hacia la legalidad en el país con nuestra plataforma de información confiable y fácil de usar.

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *